Se caga en la piscina de una urbanización y los vecinos le obligan a comérsela

Con el final del verano, todavía una piscina ha sido noticia este pasado fin de semana. Los hechos han tenido lugar en una urbanización de Alicante, varios vecinos sorprendían a un joven defecando en el agua de la propia piscina sufriendo el autor un inesperado desenlace.

“No es justo, yo hice una gamberrada, lo admito, pero hacer que me comiera mi propia mierda eso no se hace, los voy a denunciar” informaba el insensato joven a la Policía Local tras su personación en el lugar. Preguntados varios vecinos de la propia urbanización al igual que un supuesto testigo de los hechos, nadie había visto nada a pesar de la insistencia del joven que no paraba de dar arcadas.

Hasta el momento, no hay denuncia alguna, si bien es cierto el joven ha prometido no volver a pasar a menos de 500 metros de la urbanización, extremo que han agradecido los vecinos. “Agentes, este jovencito maleducado se ha ido bien desayunado de aquí, pero… yo no les he dicho nada” comentó una anciana entre susurros a la Policía.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: